Seleccionar página

Erlich

 

Una hormiga iba paseando por la vía del tren cuando de repente, pisó un chicle y se quedó pegada. Trató de despegárselo, pero no lo conseguía. Comenzó a oír un tren a lo lejos y tiró con todas sus fuerzas, aunque sin éxito.  Cuando el tren estaba ya irremediablemente cerca, se cruzó de brazos y dijo “Nadie podrá decir que no lo intenté con todas mis fuerzas. Ahora si descarrila el tren, que descarrile”.

Cuando alguien dice:

He mandado una carta amenazadora a una gran empresa de selección del país porque siempre rechazan mis candidaturas y me mandan respuestas estandarizadas; no entienden que si yo mando un CV es porque  lo necesito. Les exijo que a partir de ahora me den las razones por las que rechazan mis candidaturas o me doy de baja en su web

Piden experiencia en X y yo llevo 15 años trabajando en X, si eso no es suficiente para que me cojan, que alguien me lo explique”…

estamos siendo un poco hormiga en la vía del tren.

Quisiéramos que las cosas fueran como eran hace 10 años. Por eso buscamos empleo como lo hacíamos hace 10 años. Y esperamos tener resultados. Y nos cabreamos cuando no los tenemos. Y nos cruzamos de brazos y decimos “si descarrila el tren, que descarrile”.

Lo cierto es que la realidad es como es, no como nosotros quisiéramos que fuera.

Limitar, hoy en día, nuestra búsqueda de empleo (empleo? en serio? empleo?) a enviar CVs a las ofertas de los portales de empleo es seguir operando en una realidad que ya no existe.

Las estadísticas dicen que más del 80% de los puestos que se cubren son de mercado oculto – lo explico porque supongo que esto no lo sabe nadie ya que seguimos errequeerre con los portales de empleo-: el mercado oculto son los puestos que no se publican, ya que se cubren internamente, o a través de referencias y contactos o a través de intermediarios que prospectan el mercado directamente.

Si las estadísticas son correctas, significa que de cada 100 puestos, más de 80 se han cubierto fuera de los grandes agujeros negros en los que se han convertido los portales de empleo. Y otro dato que aumenta la frustración de los candidatos: en estos mismos medios, es de todos conocido que un porcentaje de las ofertas publicadas no son *reales* – son para aumentar bases de datos, para dar imagen, lograr tráfico en la página, etc.

Cuando realmente queremos algo, luchamos por ello.

Cuando queremos ir a *ese* partido de fútbol, removemos Roma con Santiago, hablamos con el amigo del primo del amigo del vecino, organizamos, coordinamos, seguimos las pistas, insistimos, probamos de otra manera, volvemos a insistir… hasta que lo conseguimos. Cuando nos gusta *ese* chico empleamos técnicas que dejarían blanco al mismísimo KGB para averiguar con quién va, quién le conoce, quién-conoce-a-quien-le-conoce, dónde vive, qué le gusta, dónde estudia, por dónde sale, dónde veranea, qué música le mola…para lograr volver a verle y ligar con él.

Cuando algo que realmente queremos se nos pone delante, no nos limitamos a hacerlo como lo hacen los demás, no nos ponemos a la misma cola que todo el mundo, no nos sentamos a esperar, sino que ponemos en marcha nuestra creatividad, nuestras habilidades, nuestra perseverancia y nos lo curramos de todas las maneras que se nos ocurren para conseguir nuestro objetivo.

Puedes conseguir resultados o excusas, pero no ambos

Si no es así como estás haciendo tu búsqueda, haciéndote visible, atreviéndote a hablar con unos y con otros, buscando la estrategia que te lleve a tu objetivo aunque suponga usar caminos que no habías recorrido antes, huyendo de las colas en las que están todos los demás esperando, aprovechando tus habilidades… es que no estás haciendo todo lo que puedes para lograrlo.

Si te estás perdiendo más del 80% de las oportunidades que hay en el mercado, es que no estás haciendo todo lo que puedes para lograrlo.

Deja de pensar como todos los demás candidatos y empieza a actuar como lo haces cuando quieres algo (digo QUIERES, no necesitas): obsesivamente y sacando todas tus armas (profesionales, no literales, no pienses que te estoy dando ideas… ;)) para lograrlo!!!!!

Ya sólo en esta página tienes un montón de información para empezar a moverte de otra manera. Pero tienes que ponerte el gran angular, olvidarte de cómo se han hecho siempre las cosas y empezar a pensar en de qué otras maneras lograr tu objetivo, qué otros caminos hay, cómo empezar a ser VISIBLE en el mercado laboral para que te puedan encontrar quienes te interesa que te encuentres.

Tienes que querer salir del Matrix. Es tu decisión: ¿pastilla roja o pastilla azul?

Si quieres que cambien las respuestas, tienes que cambiar la forma de hacer las preguntas

 

FIRMA_PAG-SOBRE-MI

 

 

 

 

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para el análisis de tus hábitos de navegación y realizar estudios estadísticos, mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias y compartir o mostrar contenido de este sitio web en redes sociales. Si continúas navegando, consideramos que aceptas la utilización de cookies. Puedes obtener más información en nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest

Si te ha gustado, sería genial que lo compartas!

Shares