Claves para enfrentar tu búsqueda | El Proceso de Selección | La Carta de Presentación

La Carta de Presentación (I) (Colaboración en Jobsket)

Viñeta de Mel

 

La mejor recomendación que te puedo dar con respecto a la carta de presentación es esta: si no te vas a tomar la molestia de hacerla BIEN, no la mandes.

Cada movimiento que haces en el proceso de búsqueda de trabajo tienes que tener muy claro para qué lo estás haciendo – el fin último es VENDERTE, ¿no? Bueno, pues plantéatelo como lo hace la gente de marketing de Coca-Cola, por ejemplo. En este caso, tu producto eres tú. ¿La gente de Coca-Cola hace campañas de marketing, anuncios o promociones mediocres? Pues no. Está todo pensado, calibrado, conocen a su cliente, conocen sus puntos fuertes, se esmeran, innovan, son creativos, directos, precisos.

¡Pues tú igual! ¿O acaso es más importante su producto que el tuyo? Por tanto, empezando por la carta, date cuenta que enviar una presentación de ti mismo que sea sosa, clon de otras 1.000 que ya ha recibido el reclutador, que no aporta nada particular sobre ti o sobre tus capacidades… tiene en realidad peor efecto que no mandar nada.

Si estás dispuesto a presentarte a ti mismo de la manera impactante que Coca-Cola presenta su producto, te voy a explicar en tres pasos cómo puedes hacerlo:

 

~ PRIMERO: IDENTIFICA QUÉ TIENES TÚ DE ESPECIAL ~

 

Las cartas de presentación suelen estar centradas en hechos: “he desempeñado tal puesto”, “he sido responsable de un equipo”, “he participado en tales proyectos de la empresa”, “tengo experiencia como consultor de cual”… y así no vas a ninguna parte. La persona que está leyendo esta carta lo que quiere saber es “¿en concreto qué me puedes aportar tú a mí y a mi empresa?” Si tu respuesta es: “aporto experiencia en ventas”, no estás diciendo nada – o más bien, nada que no puedan aportar cientos de otras personas.

Aléjate de decir exactamente lo mismo que los demás, y céntrate en: ¿qué te hace distinto, especial, mejor para ese puesto que los demás? Siéntate y piensa sobre tu experiencia laboral; haz una lista identificando cuáles son tus puntos fuertes, qué haces bien – mejor que los demás -, expresándolo de manera que resaltes los resultados que has logrado con ejemplos reales. Te recomiendo encarecidamente que no mientas ni inventes resultados: lo único que hay que hacer es resaltar los aspectos que te interesan, acercándoselos al máximo al seleccionador, mediante ejemplos que vaya a entender claramente.

 

~ SEGUNDO: IDENTIFICA QUÉ NECESITAN ELLOS ~

 

Aunque seguro que te habrá salido una lista extensa y que podrás aportar valor añadido a la empresa de muchas maneras distintas, esto no es un concurso a ver quién hace más cosas bien, sino quién hace bien exactamente lo que la empresa necesita, lo que a la empresa más le interesa.

Detrás de una nueva contratación siempre hay una necesidad en la empresa: vender más, organizarse mejor, posicionarse mejor, aumentar la satisfacción del cliente (ergo vender más)…Trata de identificar cuál es esa necesidad concreta para poder posicionarte – normalmente esa información está en el propio anuncio del puesto. En estos casos, además, viene fenomenal haber trabajado previamente tu red de contactos, a fin de localizar a alguien dentro de la compañía que te puedas dar información relevante.

 

~ TERCERO: UNE LOS PUNTOS ~

 

Sabes lo que la empresa necesita y sabes cuáles son tus puntos fuertes…pues ya sólo te queda unir ambos. Pon por escrito:

* El problema/necesidad de la empresa es:

* Yo puedo ayudar a solucionar este problema/necesidad porque soy/tengo:

* He solucionado problemas/necesidades similares en el pasado haciendo:

El resultado: Si tu ventaja competitiva es tu experiencia, fíjate en la diferencia entre decir: “Tengo cinco años de experiencia en el área comercial” o decir: “En estos cinco años como comercial en X, he logrado superar consistentemente mis objetivos de ventas anuales y he aumentado mi cartera de clientes un 15% por encima de la media de la empresa”.

O bien, si tu ventaja competitiva es: “Extensa experiencia en ventas y formación en marketing” prueba a plantearlo así: “Mi experiencia en el área comercial y formación en marketing me dotan de una especial capacidad para crear planes de marketing pegados a la realidad de las necesidades de los clientes, logrando incrementos reales en ventas.”

¿La diferencia? Aparte de resaltar de una manera más palpable tus capacidades, estás mostrándoles cómo les vas a ayudar, qué eres capaz de aportarles, de solucionarles. Si logras “clavarlo”, habrás conseguido en menos de cinco segundos dejarle bien claro al seleccionador por qué eres mejor que los demás para ese puesto. Pues ¡manos a la obra!

P.S. ¿Quieres más consejos sobre la Carta de Presentación? ¡No te pierdas la segunda parte de este artículo!

 

Publicaciones Similares

13 comentarios

  1. Martín (El chico recalculando) dice:

    ML, no sabes, estoy haciendo mi CV y carta de presentación todo de nuevo, y me está entrando una ilusión tremenda, siento que tengo mi cerebro enfocado, y sin sentir vergüenza por opositar a un puesto en el que no tengo demasiado tiempo de experiencia. Aún así, creo que me está quedando divino, siguiendo todos tus consejos. Me encantaría que pudieses leerlo, no más por compartirlo contigo!!

  2. Hola, María Luisa

    Este post me ha resultado muy útil, está muy bien explicado, además, de preciso y conciso. Te escribo porque tengo una duda a la hora de redactar una carta de presentación. En mi caso, estuve de prácticas en una empresa, y tras terminarlas me hicieron un contrato de duración determinada, el cual no me renovaron por motivos de producción. Quiero volver a enviarles mi currículum adjunto a mi carta de presentación, pero no sé muy bien cómo enfocarla. ¿Podrías darme algún consejo? Muchas gracias.
    Un saludo

  3. Hola Maria Luisa,

    Quiero destacar el sentido práctico y perfectamente estructurado de todos los posts de tu blog. Esto, y la energía tan positiva que desprendes, es lo que ha hecho que se haya convertido en mi sitio de referencia en la búsqueda de empleo.

    Hace ya años que te he ido siguiendo y ahora que de verdad necesito todos estos consejos me están viniendo fenomenal :)))

    Muchas gracias y que disfrutes las merecidas vacaciones!!!!!

    1. María Luisa Moreno Cobián dice:

      Te agradezco en el alma esas generosas palabras, Ana!
      Espero que tu búsqueda vaya como esperas, ya me irás contando!
      Un fuerte abrazo

      1. Eso está hecho! no dudes que sí tengo alguna novedad la compartiré contigo.

        A tu lema fuerza y valor! le he añadido confianza, porque a mi lo que más me ha costado y me cuesta, es creer (todos los días, con ilusión y esperanza) que lo voy a conseguir!!

        Así qué F+V+C!!!!!!

  4. Justo ahora me han pedido que haga una carta sobre mis logros y mi experiencia y no sabes lo bien que me ha caido leer este apunte que has hecho porque y aunque soy de los de RRHH pues uno no sabe como venderse.
    Me ha impactado de una manera positiva estas observaciones y consejos porque era el tipico que ponia en estas cartas: Cuento con 10+ años de experiencia en RH y por lo que veo y entiendo es la mejor manera de que te descarten, así que ahora podré decir: en mi experiencia como generalista de RH me ha llevado a crear estrategias integrales para mejorar la productividad de la empresa, o con base en mi experiencia en Desarrollo Organizacional se ha logrado implementar «x» o «y» cambio cultural.
    Gracias por ser tan clara y precisa en los comentarios
    saludos

    1. Cómo me alegro :). Pasa súper a menudo aquello de «en casa del herrero, cuchillo de palo», y los propios de RRHH, al hablar de nosotros mismos, no somos capaces de hacerlo *tan bien* como cuando tenemos que hacerlo para los demás 😉
      Espero que tengas muchísima suerte!
      Un (otro ;D) abrazo

  5. María Luisa, enhorabuena por este post, otra vez has dado en el clavo, al grano y a lo importante.

    Me gustaría sugerirte algo, que pusieras un ejemplo de carta de las «inservibles» (por otro lado seguro que las más comunes), y una carta de ‘ésas que marcan la diferencia»…. No para que la gente las fusile y pasen a ser carta-modelo, sino para ver, enla práctica, las diferencias y el impacto de una y otra al leerlas…. Hay veces que ponerse en el lado del otro, el que tiene que leer mil cartas y utilizarlas como uno de los criterios de seleción, nos ayudaría mucho, y leyendo una y otra carta, entenderíamos por qué una será eficaz y la otra nada más que una pérdida de tiempo para las dos partes….

    Muchas gracias y enhorabuena!

    Ángela

  6. Eres un sol!!! y qué bien tenerte por aquí y oír tus consejos. Mil besos!

    1. Gracias, querida amiga, ya estaba con ganitas de volver a «hablar» con vosotros…
      Besazos!!!!!!!!!!!!!!!!!

  7. Ya echaba de menos tus posts, mi niña, genial, como siempre. A los que leais éstas líneas, decir que mi búsqueda del «santo grial» dió un vuelco de 180º desde que la conocí y seguí sus consejos, pasé de un cv pobre y sosón (que hasta me da ya vergüenza verlo) al que tengo actualmente, alegre, lleno de información para la empresa que me quiera contratar, al igual que mi carta de presentación, la verdad es que he desde que cambié mi forma de actuar tanto al ir a las entrevistas como la imagen que vendo, he entrado en varios procesos de selección, y ahora estoy trabajando en un Resort de Lujo , que pertenece al grupo The Leading Smalls Hotels of the World que están clasificados dentro del grupo de élite de 7 estrellas. Un abrazo y saludos

    1. Ayyyyy! q generosa eres, q gusto contar siempre con tu apoyo y tus palabras amables.
      Ya sabes lo que me alegra que consigas tus objetivos, y es que ¡vales un montón!.
      Un beso bien grande 😀

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *