Busca lo que te apasiona | Cambiar tu carrera profesional

El día que perdiste tu magia

images (10)
Erlich

 

Un buen día pierdes tu magia.

Esa energía que tenías, ese *duende* con el que hacías las cosas, un día te soltaron aquello de “Estás despedido”, y la perdiste.

O la fuiste desgastando en un trabajo del que te hartaste, que se te quedó pequeño, o que nunca fue lo que te esperabas.

En ese momento, con tu magia se escapó tu confianza, tu creatividad, tu energía.

Y ahora no te encuentras. No te reconoces.

Pero tienes que hacer algo, y esperas que ponerte a lanzar CVs en elinfoyós lo solucionará todo. Y ahí que vas, dedo índice en ristre, desenfundas el ratón, y click, click, clik, click, clickte vuelves una despiadada ametralladora de CVs.

Por desgracia esa técnica, no por ampliamente intentada y perfeccionada produce resultados positivos.

Y ahora, además de haber perdido tu magia, tu energía y tus ganas, dudas de ti mismo, de tu capacidad, incluso de si alguna vez tuviste esa magia, si alguna vez realmente hiciste algo que valiera la pena, si alguna vez serviste para algo.

Si te sientes así en este momento, bienvenido a esta reunión de “Perdedores de Magia Anónimos”.

Yo también me he sentido así, y debo decirte que todas las semanas me escribe alguien contándome su historia en la que esto es exactamente lo que está sintiendo: la frustración, la pérdida de confianza en uno mismo, la incapacidad de tomar ya más decisiones, de tirar más del carro de esta desgastante cruzada que es conseguir el trabajo que quieres.

O sea que no eres raro, ni es una locura lo que te pasa, ni estás solo.

Tu magia volverá, te lo aseguro. Pero debes ayudarla.

Primero, quiero que sueltes el gatillo del ratón y dejes de ametrallar con CVs y con peticiones estándar de contacto en Linkedin, y quiero que dejes de canjear todos los favores que te deben por peticiones de “¿Puedes mover mi CV?”.

Mira, cuanto antes te diga esto y nos quitemos este elefante rosa de la habitación, mejor:

ESTO NO FUNCIONA.

Estás malgastando tus cartuchos, estás desaprovechando tu energía, estás dedicándote a las tácticas erróneas en un esfuerzo fútil de mantener tu cabeza ocupada. NO ES ESTO LO QUE TIENES QUE HACER.

Fiu!

Ya está, ya te lo dije, me siento mucho mejor.

Ahora podemos hacer el cura-sana-culito-de-rana y empezar a mejorar.

Perder tu magia era una señal del universo para que te dieras cuenta de que necesitabas cambiar. Un “si no lo haces por las buenas, lo harás por las malas”. Fastidia, I know, pero ¿quién es el guapo que se enfada con el universo?

Si ha tenido que ser por las malas, ahora vas a levantarte del suelo con la mala leche que nos provoca que nos obliguen a hacer algo que no queremos, y vas a canalizar esa mala leche para recuperar tu magia, tu seguridad y sobre todo, para enfilarte como un láser hacia – ya no un trabajo cualquiera, qué narices: el trabajo que más te apetece, que más ilusión te hace, el *que piensen los demás lo que quieran pero esto es lo que realmente me apetece* trabajo.

Lo primero que hay que hacer es dejar de victimizar. No sé cómo de duro es lo que te ha pasado, cuánto tiempo o esfuerzo llevas dedicado, pero que sepas que, como el pollo que dejas más de tres días en la nevera, el victimismo empieza a apestar bien pronto.

O sea que a la basura con ello. Lo que haya pasado hasta este minuto, pasado está. Ya no eres la misma persona que cuando te pasó, no eres la misma persona que hace un mes ni si quiera que hace un minuto.

Ahora eres la persona que va a desafiar al universo, que va a comprometerse consigo mismo a que de hoy en adelante, las cosas CAMBIEN.

Pero no sólo de ganas y actitud vive el hombre. Vive de hacer. O sea que debes salir un poco de tu cabeza, dejar de darle todo el control – dejar de permitirle que le dé mildoscientosmillones de vueltas a todo.

Ahora tienes que empezar a dar pasos para recobrar tu magia. Tus ganas. Tu ilusión. Tu confianza.

Porque sin tu magia, sin tu energía, no puedes enfrentarte a la aventura de conseguir el trabajo que deseas y con él, conseguir la carrera que quieres y la vida que mereces. Y otro detalle: los seleccionadores son como los perros de caza y huelen a distancia a un candidato sin magia. O sea que ya sabes.

Quiero que te plantees que tienes que hacer un reseteo, que tienes que cerrar puertas que ya no te llevan a ninguna parte y te están succionando la energía y ganas que te pueden quedar. Y cuando tengas esto claro, nos pondremos a dar pasos, vale?

Ya sé que no sabes exactamente cómo, no te preocupes que I’ve got your back y te seguiré contando cómo puedes avanzar.

Y que sepas que voy a convertir este espacio en una Zona Libre de Excusas ;o) .

Venga, pues dime que estás preparado para cerrar puertas, curar heridas, y avanzar de verdad hacia el futuro que realmente deseas conseguir! En los comentarios lo hablamos.

Espartanos! Cuál es vuestro oficio? 😉

 

Publicaciones Similares

15 comentarios

  1. Claro que me he sentido como describes. Hay días peores que otros…
    Muchas veces sentís que las cosas buenas que lograste, que viviste, fueron por obra del azar, por casualidad, pero si te pones a pensar, fueron por tener una decisión bien clara, animarte a perseguirla… por tener fuerza y valor! 😉
    Voy a contar algo cortito:
    Yo tuve en el colegio secundario la materia «Teatro». La profesora que la daba era la misma que nos enseñaba «Historia». Resulta que en las primeras clases de teatro, ella nos contaba sobre una alumna que tuvo, que hizo hasta lo imposible para actuar en una de sus obras, y siempre nos lo contaba con un orgullo y admiración hacia la niña. Mientras la escuchaba, me decía a mí mismo: «me encantaría que mi profesora hablara así de mí». Tenía 15 años.
    Finalmente, participé en 3 obras de teatro de su autoría, una de ellas cuando ya no estaba más en el secundario, y cuando hablaba sobre mi trabajo, lo hacía con la misma admiración y respeto que cuando hablaba sobre esa niña.

    Por eso creo que la magia puede volver. Porque cuando participé en la tercera obra, el año anterior había sido uno de los peores de mi vida. Pero te da temor cuando el «período oscuro» dura varios años. Crees que aquello fue pura casualidad, o simple alineación de planetas. No es verdad; principalmente, las cosas que ocurren parten de un deseo profundo.

    PD: Hablas mucho de «Elinfoyós» pero, ¿qué opinión te merece Adecco? Gracias.

  2. Muy buen post, y magnífica inyección de moral, que hace que esperemos con más ganas las siguientes entradas…!
    Yo también decidí ocuparme más en vez de preocuparme tanto, y empecé un nuevo negocio, combinando mi pasión por escribir, con mi pasión por invertir en los mercados financieros. Sin hacer ningún cuento de la lechera, pero aprendiendo, cambiándome, adaptándome a la nueva situación…Y ahí sigo, pasito a pasito…Que nadie se rinda, que es fácil venirse abajo, pero así no se consigue nada….Mucho ánimo a [email protected], suerte y adelante!
    @gonzalogermj
    http://www.diezmilhorasdetrading.es

  3. ML, mil gracias como siempre por todo lo que nos aportas y con este post has dado en el clavo seguro para muchos. Muy identificada con lo que escribes y eso que en mi caso fui yo la que decidí dejar mi trabajo para cambiar de vida. No sabía entonces todo lo que vendría después, por ello es muy importante ese plan B bien definido ya que la gestión emocional cuando estás desempleado no es cosa fácil. He tenido la suerte de hacer el Programa de Objetivo Profesional con vosotros, programa que me ha transformado y ha sido 100% satisfactorio. Con eso ya tengo mucho avanzado, ahora show must go on!

    Me encanta como escribes, cómo dijo la Pantoja, eres «maravilloso ser» 😉

    Besos

  4. Hola Maria Luisa! Como siempre,tus palabras son alentadoras. En mi caso personal,voy cerrando puertas en cubrir puestos dentro de mi empresa (de otro departamento) que,oye,me daban un dinerito muy bueno,pero no aportaba nada a mi carrera profesional. Ahora,me estoy esforzando en crecer y mejorar en mi puesto de trabajo (no,no hablo de quitarle el puesto a mi supervisora,hablo de CRECER) pero cada dos por tres (literal) me llaman fuera de mi horario de trabajo para echarme la culpa de algo,para reprochar que lo otro lo hice mal o para echarme mierda que no siempre me corresponde del todo…vamos que hace un par de meses estoy implementando tus técnicas y hasta ahora lo que he conseguido es no hundirme. Sigo tu consejo de ser la mejor en lo mío, pero es un aaaarduo trabajo ( nunca dijiste lo contrario) Espero tener la oportunidad de construir contigo mi carrera profesional.
    Un saludo

  5. Muy bueno, yo estoy decida hacer lo que sea.Asi que voy a seguir muy detenidamente todolo que nos digas , vamos de hecho , desde que te descubri , no paro de ller todo lo quepublicas

    Es cierto, que por que no sabemos o pq es lo que siempre hemos hecho, mandamos cv constantemente , parece que asi callamos nuestras c0nciencias del molesto «no estoy haciendo nada», pero esto solo nos lleva a más desanimo

    yo, no quiero más un trabajo que me esta quitando la alegria, que me esta cambiando el caracter, eso, SI, estoy trabajando.Asi que Mª Luisa te voy a seguir muy de cerca, pq quiero cambiar y para cambiar, esta vez, no puedeo hacer lo mismo

    Muchas gracias y a por todas

  6. Yo también me identifico con el post. He perdido mucho fuelle y mucga energía. He currado como la que más trabajando de teleoperadora, que la verdad está bastante mal pagado. Mi meta y mi ilusión es trabajar de profesora que es para li que me formé en su tiempo. Pero donde resido el empleo es inexistente y no puedo cambiar de residencia porque estoy casada y mi marido es indefinido. Sigo luchando pero llevo desde 2005 dedicándome al sector de telemarketing y la verdad es que estoy muy quemada y ahora mismo me siento que estoy atrapada en un lugar sin puertas abiertas. Sigo buscando, porque soy constante. Pero a veces estoy con la moral por los suelos como ahora que estoy desempleada. ÁNIMO A [email protected]!!»

  7. Gracias por toda la información, basta con leer que a otros les ha pasado algo igual y sale a flote todo lo que uno lleva adentro. Es maravilloso la energía positiva que trasmites y la buena vibra que irradia cada información…estoy dispuesta a comenzar con el cambio de mentalidades, dejar el pasado atrás , dejar de ser la victima , porque ya no tiene poder sobre nosotros…LO BUENO ESTA DENTRO DE MI y estoy dispuesta a lograrlo. Dios te bendiga y MIL GRACIAS POR SER QUIEN PERMITA QUE NOS DEMOS CUENTA DE ESO…

  8. Buenos días Maria Luisa!;
    Brillante post por lo identificados que nos sentimos muchos y por los ánimos que nos das para levantarnos del suelo y decirnos, sigamos adelante! Así también me siento ultimamente y estoy intentando incorporar el hábito de que aunque interiormente sientas cierto malestar hay que seguir haciendo las cosas, seguir con tu día a día. También es importante desaprender eso de dejar que la mente de vueltas y más vueltas, en ello estoy, para dar cabida a la acción.
    Como siempre me encanta leerte.
    Que pases un buen fin de semana!!

    Anouk

  9. Buenas, ¿por qué siempre os referís al despido como algo negativo? Esto es muy español. A mí me han despedido hace dos meses de una empresa que muchos dirían buena pero en la que trabajar era francamente difícil. Y estoy encantado. Sí, tengo un problema gordo, que necesito buscar una fuente de ingresos ya: ese es el problema. ¿Pero dejar de ir todos los días a un sitio donde no quieres ir y tienes que ir porque necesitas la pasta? Eso sí que es un rollo. Y desde luego que el dinero es importante: es esencial. Pero ojo, ese es el problema y no el despido: si mi antiguo supervisor consideró que no le gustaba y me echó a la calle por ello la explicación en las entrevistas la debería de dar él, no yo. … por extraño que parezca. Las empresas rara vez echan a la gente por hacer las cosas mal: por absurdo que pueda parecer eso se produce en el menor de los casos. Mi experiencia me dice que se echa por vendetta, por ambición, por una mala comprensión y en la mayoría de los casos que yo he podido comprobar, aunque duele, por incompetencia en la supervisión. Qué le vamos a hacer, dirigir personas es muchísimo más difícil que obedecer ….

    1. Vayaaaa! Que no puedo estar más de acuerdo contigo. Me pasa algo parecido: mi jefa me llama casi a diario (tres de cada cinco días) fuera de mi horario laboral para decirme que esto no está bien hecho,aquello peor,tú no has hecho esto bien,etc. Y aquí estamos, a 9 de junio sin el horario de junio (función de mi jefa) enterándonos a través de carteles de novedades en la empresa,en fin…como bien dices,el despido no es el problema,sino la falta de ingresos . Y gestionar personas debe ser más difícil que obedecer,pero más complica la situación ser muy terco y no escuchar a tu equipo.

  10. Buenos días ML!…ante todo….GRACIAS por esta inyección de energía…en mi caso, actualmente la necesitaba. Estoy realizando prácticas en una empresa tras cursar un MBA. Opción que escogí, tras formar parte de un expediente de regulación de empleo. Llevo varios días de bajona porque no le veo provecho a la asunto…becario con cerca de 40 tacos, trabajo nada enriquecedor…un poco…qué piiiiii hago yo aquí?. Pero leyendo tu blog…siento la bofetada «sin hacer pupa ehn?…jjjj «…de…basta de YA DE LAMENTARSEEE!!!. Tengo un gran paso avanzado, porque estoy dentro de una organización, puedo conseguir nuevos contactos, puedo aprender, avanzar….lo que viene siendo salir del agujero sofá/búsqueda de empleo por el infoyos…. Gracias de verdad!!!.
    P.D.: compartido en LinkedIn.

  11. Muchas gracias por tu post ML!
    Lamentablemente todos tenemos o hemos tenido una pérdida de magia y es lícito, sobretodo por el después. Creo que el después de ese bajón es indispensable, lo que yo llamo, el resurgir del Ave Fénix. Tocar suelo, quemarnos y renacer. Renacer con un estudio de nosotros mismos, una estrategia a seguir y, por lo menos, sus primeros pasos y objetivos. Como bien dices, lo que hacemos, y no sólo lo que pensamos, nos llevarán a nuestra meta final, encontrar nuestro trabajo, sí sí, nuestro trabajo porque, llámame romántico o utópica, pero creo que cada uno tenemos nuestro trabajo esperando a que lleguemos y lo consigamos.
    Vamos a ponernos manos a la obras [email protected]!!

  12. Me he sentido totalmente identificado con la persona que has retratado en este post. Da esperanza ver que esta situación se puede revertir. Estoy de acuerdo en que la clave reside en uno mismo. Ves sensato en estos tiempos dejar un empleo «estable» por emprender y querer ser dueño de tu futuro? Como recomiendas dar los primeros pasos antes de dar un salto que no debiera ser a la desesperada?

    1. ¡Muy buen artículo María Luisa! Como siempre, ¡claro!
      Alberto, todos tenemos que ser dueños de nuestro futuro. Y responsables del mismo! Emprendiendo y sin emprender.
      Por lo que preguntas a María Luisa, entiendo que el trabajo que tienes no es el que deseas tener y sin duda hoy es un buen día para empezar a construir tu trabajo deseado, pero con un plan B. Depende de tu situación, las posibilidades de cambiar más rápido, en función de lo que quieras emprender… hay muchas variables a tener en cuenta.
      Primero plantea lo que realmente quieres. Eso sí, fijo que, como te decía, hoy es un buen día para empezar.
      Un saludo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *