Mel

Mel

 

 

 

Oficialmente, rompo con el sistema tradicional de búsqueda de empleo.

 

Si estás familiarizado con esta página, ya te has dado cuenta que yo no doy las recomendaciones tradicionales, que te cuento las cosas de manera diferente… pero que sirva esto de aviso para el que busque en esta página recomendaciones de qué keywords usar en elinfoyós o cómo redactar una carta de presentación: que busque elsewhere.

 

Ya no es sólo por los abrumadores resultados, o por la lógica de probar cosas diferentes cuando ya te sale sangre de tanto darte contra la pared.

 

Es que como personahumana me niego a ser connivente con un sistema obsoleto, ineficaz para todas las partes pero sobre todo: que maltrata y denigra a los profesionales a sentirse pequeños, ninguneados, olvidados, minusvalorados, convertidos en meras estadísticas en los portales de empleo.

 

Me niego.

 

Y como te aprecio, lo siento pero no te voy a ayudar a que sigas abriéndote la cabeza contra la pared mientras tu única arma, tu CV, sigue cayendo en el agujero negro de las plataformas bienintencionadas que te ofrecen mandar masivamente tu CV a todos los seleccionadores de RH – que ya estaban ahogados con las que había y te aseguro que no aprecian recibir más veces los mismos CVs.

 

Así de pingajillo se siente un Candidato Tradicional que sigue los sistemas de toda la vida (y de los que la red está plagados, cuidadito) de búsqueda de empleo:

 

  • Está convencido que su valor reside en su formación y los puestos que ha desempeñado
  • Busca trabajo de lo que ha estudiado. O de lo que ha hecho los últimos años. O de lo que sea.
  • Le falta una visión. No sabe qué tipo de profesional quiere llegar a ser, ni qué huella quiere dejar
  • Manda su CV a todo lo que se mueve para ver si estadísticamente, acaba colando
  • Espera un  milagro
  • Su método se reduce a los portales de empleo y pedir favores a familiares, amigos y conocidos. No sabe qué más hacer. No entiende qué es lo que no funciona.
  • Es la víctima del proceso
  • Se siente perdido, acorralado y sin opciones
  • Se siente ninguneado por el sistema. Siente que se enfrenta al Gran Seleccionador Blanco
  • Sigue desesperadamente picando con cada nueva plataforma para enviar más masivamente, más segmentadamente, más a color, más en 3D, más rápidamente… el mismo CV que no funciona en las otras plataformas, y al que los seleccionadores hacen el mismo (ningún) caso que a los que has mandado por otro lado
  • Piensa que un contacto alguien a quien colocar el CV
  • Ni idea de cómo sacarle partido a Linkedin, oiga
  • Está en posición de indefensión ante los procesos de selección
  • Su CV no funciona. Pero ya no es capaz de darle más vueltas. Desearía simplemente escribir «SOY BUENO! LLÁMAME!»
  • Pide trabajo. No le ofrecen oportunidades.
  • Manda candidaturas espontáneas con cartas de presentación pidiendo una entrevista. Pero no sirven de nada

 

Y este es el Profesional que yo ayudo a ser, son los Zumers, -término acuñado por una cliente mía que he adoptado ;)-, que dejan atrás todo lo que no les sirve o no les funciona y aprenden nuevos métodos para llegar donde quieren.

 

Que les mueve la visión que tienen que la carrera que desean lograr y la vida que quieren tener.

 

Humanizan el proceso, se ponen al mismo nivel que seleccionadores, directivos, jefes, head hunters y demás jugadores del mercado. Conocen su valor como profesionales –su talento y lo que son capaces de lograr para los demás- y eso les da seguridad y capacidad de negociación.

 

Y sobre todo, tienen una estrategia, un paso a paso muy pensado, estructurado y eficaz, que les va generando oportunidades, abriendo puertas y conectando con la gente adecuada.

 

  • Sabe dónde reside su talento
  • Sabe lo que quiere. Focaliza sus acciones
  • Sabe dónde está su diferenciación y lo comunica
  • Sale al mercado con la seguridad de conocer su producto, a su mercado y su oferta
  • Tiene el control de su búsqueda
  • Accede al mercado oculto
  • Sabe qué problemas tiene su mercado y cómo mostrar que es la persona que puede aliviarlos
  • Sabe contar su historia para impactar
  • Entiende la potencia de los contactos y sabe a quién necesita conocer… y cómo
  • Sabe usar la red para atraer a las personas que le interesan
  • Su trabajo habla por él
  • Sabe diseñar un CV y Linkedin focalizados en lo que quiere leer el que está delante para que le abran puertas
  • Provoca oportunidades
  • Sabe cuándo mandar una candidatura y usa una Carta de Relación: directa, estableciendo rapport, abriendo puertas a oportunidades futuras
  • Tiene una estrategia. Sabe qué pasos dar.

 

Y por debajo de todo esto, está una fuerza poderosísima que es común a la gente que tiene éxito en lo que se propone, a quienes llegan, logran, alcanzan: es una cierta mentalidad. Yo lo llamo mentalidad de éxito.

 

Puedes saber todos los pasos que hay que dar, que si no trabajas también tus creencias, tu forma de ver el mundo y a ti mismo, vas a sabotearte tu éxito SEGURO.

 

Si estás on board, si quieres ser un Zumer, aquí tu JobJedi particular seguirá desvelándote cómo subirte al carro de los que no nos conformamos con lo que tenemos si no es lo que queremos, lo que nos funciona, lo que tiene sentido y saca lo mejor de nosotros.

 

Que sepas que acabamos de entrar en la segunda mitad de 2015. Te quedan seis meses para lograr lo que te has propuesto conseguir este año.

 

Espartanos! cuál es vuestro oficio? (me chifla esta peli!)

 

Y por supuesto, una buena dosis de fuerza y valor para ir a por tus sueños!

 

Firma_ml sola

 

 

 

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para el análisis de tus hábitos de navegación y realizar estudios estadísticos, mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias y compartir o mostrar contenido de este sitio web en redes sociales. Si continúas navegando, consideramos que aceptas la utilización de cookies. Puedes obtener más información en nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest

Share This